martes, noviembre 17, 2015

Isobel Bowdery, la joven que fingió su muerte para no ser asesinada en Bataclan

Isobel Bowery (Facebook)


“Nunca piensas que algo así te pueda ocurrir Era solo una fiesta del viernes, un concierto de rock en el que la gente se divertía, bailaba, cantaba y era feliz”. Así comienza su relato Isobel Bowdery, una sudafricana de 22 años que sobrevivió a la matanza de la sala de conciertos Bataclan. La joven ha publicado en Facebook un mensaje en el que cuenta su pavorosa experiencia y lo que tuvo que hacer para salvar la vida: hacerse la muerta durante una interminable hora.

“Me hice la muerta. Me quedé inmóvil durante una hora, sin moverme, y sin respirar. En aquellos momentos solo pensaba en las personas a las que amo, pensaba en la forma de decirles que les quería. He sobrevivido, pero 89 personas no han tenido la misma suerte que yo”, describe con horror la chica.
En un primer momento, Isobel pensó que el ataque formaba parte del show. Un truco espectacular y de mal gusto, pero un truco al fin y al cabo. No podía estar más equivocada. “Pensamos de manera inocente que no era un ataque. Pero no solo fue un ataque terrorista. Fue una masacre. Docenas de personas fueron asesinadas delante de mí. Una pisicna de sangre se extendió por el suelo”.

Lo que la sudafricana recuerda parece sacando de una película de terror: “se escuchaban los lloros de hombres adultos que arrastraban los cuerpos de sus novias acribilladas. Futuros destrozados, familias con el corazón roto”. La joven asegura que en el suelo se quedó inmóvil y que no lloró “para no darles el gusto a los terroristas. Tuve muchísima suerte. Pero muchos no la tuvieron. Este mundo es cruel”.

Mientras estuvo tirada en el suelo haciéndose la muerta, Isobel tuvo que ver como los terroristas “se movían de un lado a otro como buitres. Apuntaban cuidadosamente a todos los que estaban en la zona en la que los espectadores estaban de pie. No parecía real. Yo esperaba que alguien dijera que todo era una pesadilla”.

Pero a pesar del infierno vivido, la sudafricana también extrae algo positivo de todo lo ocurrido: lel comportamiento de los héroes anónimos: “Me acuerdo de un hombre que vigiló si estaba bien en todo momento cuando estaba tirada en el suelo. A la pareja cuyas últimas palabras de amor me hacen creer en todo lo bueno de la vida, a la policía que con éxito rescató a cientos de personas…”.
Por último, Isobel tiene unas palabras para los familiares de las víctimas. “Juro que el último pensamiento de las víctimas no estuvo dedicado a los animales que organizaron la masacre, sino a las personas a las que amaron. Cuando en el suelo esperando la bala que acabara con mis 22 años de vida, recordé cada cara que he amado y susurré ‘te quiero’”.

“Esta pasada noche, la vida de muchos cambió para siempre. Depende de nosotros ser mejores personas, vivir las vidas que las víctimas de esta tragedia ya no podrán vivir. Vivirlas como ellos habrían soñado pero que tristemente no podrán vivir. RIP ángeles. Nunca seréis olvidados".

No hay comentarios:

Publicar un comentario

 

Blogger news

Blogroll

Dame tu voto en HispaBloggers!

About