miércoles, junio 03, 2015

10 juegos paranormales a los que no deberías jugar

10 juegos paranormales a los que no deberías jugar


"Charlie, Charlie, ¿dónde estás? ¿Estás ahí?". Esta es una de las preguntas más utilizadas durante la última semana por los niños y los más valientes del jugar. Este juego paranormal se ha convertido muy viral en las redes sociales y ha provocado un auténtico pavor entre todos aquellos que se han atrevido a ponerle a prueba.
Muchos han dudado de la veracidad del juego (incluso se ha dicho que era parte de una campaña publicitaria). De una forma u otra, su fácil mecanismo ha hecho que muchos hayan decidido llamar a Charlie.
 
Pero... ¿Cómo lo han hecho? Haciendo una cruz sobre un papel, poniendo en dos esquinas "sí" y en las dos restantes un "no". A continuación, coloca dos lápices en forma de cruz para que el horizontal quede por encima.
En ese momento, ese espíritu oculto se manifiesta (o no), ya que muchos han asegurado a partes iguales el éxito o no del juego. Una corriente de aire, movimientos extraños en el mobiliario de la casa. Sea como fuere, los más críticos advierten que el juego, creado para niños, no es recomendable ya que hay que evitar que se le presenten demonios siniestros.
A continuación, además del propio Charlie, Charlie, repasamos otros juegos paranormales que son recomendables si los demonios son o no cosas de críos... ¡Cuidado con lo que se hace!

 
 
La ouija
El juego paranormal con más tradición es el de la Ouija, un antecedente claro del "Charlie, Charlie, ¿dónde estás?". Su origen es un tanto impreciso y aunque muchos creen que hay que retroceder hasta finales del siglo XX para conocer sus inicios, su patente se registró en 1890 por el estadounidense Elijah Jefferson Bond.
¿Cómo funciona? Para jugar a la ouija sólo se necesita un tablero con letras (de la A a la Z) y números (del 0 al 9) que tiene como principal objetivo entablar contacto con los espíritus de los muertos.
A partir de ese momento, el espíritu hace el resto y el dedo empezará a moverse cuando los participantes empiezan a hacer preguntas. ¡De locos!



El libro rojo
El libro rojo es otro de los juegos del estilo de la Ouija y de Charlie, Charlie pero con un toque mucho más... educativo de lo normal. Sí, el libro es lo que le da ese toque especial. Es un juego antiguo y para el cual se necesita uno de color rojo, a poder ser de tapa dura y que sea completamente plano, es decir, que no contenga ninguna imagen en la portada.
Para hacer el ambiente mucho más adecuado, utiliza las velas de color rojo para iluminar el escenario, ya que las luces de la casa deberán estar completamente apagadas. En teoría, deben jugar sólo dos personas. ¿Qué pasa si lo hacen más? Que no ocurre nada.
Con los juegos cerrados, uno de los participantes deberá preguntar: "Libro rojo, ¿puedo entrar a tu juego? A continuación, debe abrir el libro por una página aleatorio y señalar un punto con el dedo índice. Lee esa parte y el libro te devolverá una respuesta. ¿El objetivo? Interpretar, de eso consiste el juego rojo.
Hasta que todos los participantes no estén fuera del juego, ninguno de ellos podrá irse...



El juego de Verónica
El juego de Verónica es otro de los más comunes. Para conocer su origen, hay que retroceder a la historia de una joven muerta durante la adolescencia (casualmente durante una partida a la Ouija) y que su espíritu quedó atrapado entre el mundo de los vivos y los muertos.
Hay muchas versiones de este juego y un elemento común: un espejo. La película 'Paranormal Activity' asegura que si dices 3 veces Verónica delante de ese cristal su rostro aparece en él. Sin embargo, otras aseguran que son 7 o incluso 9 las veces que hay que pronunciar su nombre para conseguir despertar su espíritu.
Muchos se toman esta historia a broma pero a más de uno se le pone mal cuerpo con este asunto...



El diablo en el espejo
Este juego paranormal es el más especial de todos. ¿Por qué? Porque para poder jugar a él y lograr el resultado esperado hay que buscar una fecha en la que Jesús sea el protagonista del día: el 25 de diciembre y el viernes santo, ya sea por su nacimiento o bien por su defunción.

¿Por qué esas fechas? Se supone que es en esos días cuando el demonio se aprovecha de su ausencia. Se trata de una burla del dominio de Jesús por parte del diablo.

Pero... ¿Cómo se juega? Hay que ir hasta el baño y colocar una serie de velas, concretamente doce, y a las 12 de la noche. La oscuridad debe ser total para una vez llamado al demonio 12 veces aparezca en el espejo por sorpresa. Los detalles son muy importantes. Las 23:59 no vale y las 00:01 tampoco.



El juego del cigarrillo
Este juego es mucho más desconocido que los mencionados anteriormente. ¿En qué consiste? Los participantes deben contar con dos cigarrillos y un mechero, además de estar presentes frente a un espejo. No, no vale un espejo cualquiera como en el caso anterior. Se necesita uno por el que pasen muchas personas (y siempre en plena madrugada).

Con las luces apagadas y sentados frente al espejo en plena oscuridad, todos y cada uno de los participantes deberán encender uno a uno un cigarrillo y fumar.

Según las personas que han jugado, en el espejo estará el reflejo que gracias al humo irá cogiendo forma y se condensará creando una silueta demoníaca que se situará junto a los participantes, los cuales deberán de otorgar un cigarro a dicha presencia.

Poco a poco, el fantasma desaparecerá pero si no se cumplen las normas o se pretende salir antes de tiempo, tiene sus riesgos. El dolor será peligroso...



La ruleta rusa
Aunque no es tan conocido por los niños y adolescentes, la ruleta rusa es otro de los juegos paranormales que han sido (ya no lo es tanto) muy practicadas en muchos lugares del mundo. Su funcionamiento era bien sencillo: en un revólver se colocaba una bala, se daba la vuelta al torniquete y a continuación se ponía en la cabeza la pistola.

Si no se ponía la bala, se seguía jugando. El juego terminaba por completo cuando uno de los participantes moría. ¿Qué pasaba si ocurría esto? Muy sencillo: se llevaba sus cosas el otro de los jugadores participantes en él. ¡De locos!



El juego de la bañera
Otro juego paranormal un tanto desconocido es el juego de la bañera. Más conocido como 'Daruma San', una famosa leyenda japonesa, consiste en la historia de una joven mujer nipona que murió en el cuarto de baño después de tropezar en una bañera y fallecer de forma sangrienta en ella.

Hay una serie de requisitos que cumplir: estar solo, tener una bañera, estar en un baño sin ventanas y un ingrediente extra como las agallas. En este caso, sólo puede hacerlo uno sólo.

¿Cómo se juega exactamente? Date una ducha antes de dormir con la bañera llena de agua y a oscuras. Siéntate en ella y lávate el pelo mientras repites "daruma ven" y "daruma ven". Los ojos deben estar cerrados.



El juego de las escaleras
"Hoy me presento ante ti Lucifer, ábreme las puertas de tu reino". Con estas palabras, los valientes se atreven a enfrentarse al juego de las escaleras. Esas palabras deben ser recitadas seis veces y con los ojos completamente cerrados. Después de todo ello, ponte una venda en ellos y sube y baja las escaleras contando los escalones 1 por 1.
Cada vez que llegues a la zona superior de la escalera y a la inferior, tienes que repetir las palabras de "hoy me presento ante ti, Lucifer, ábreme las puertas de tu reino". Más de uno ya ha sufrido la desdicha de su valentía...



El juego de los lápices
Este juego es la versión más antigua que se puede encontrar a día de hoy del "Charlie, Charlie, ¿dónde estás?". Su funcionamiento es muy sencillo: únicamente hay que poner varios lápices juntos (concretamente 3) entre dos personas e intentar conseguir que las puntas se tocan entre ellas.
Al hacer una serie de preguntas, el lápiz hablará y se va hacia abajo significa que la respuesta es "no" mientras que si suben o si se abre la respuesta es "si".

 

No hay comentarios:

Publicar un comentario

 

Blogger news

Blogroll

Dame tu voto en HispaBloggers!

About